(011) 4807-1196 info@elacoaching.com.ar

 

Del Cuerpo No Consciente al Cuerpo Consciente

Estamos acostumbrados a reflexionar sobre nosotros mismos desde el pensamiento, pero es totalmente diferente hacerlo desde el cuerpo (corporalidad). Esto significa que, en vez de considerar al cuerpo como un molde, como algo rígido que nos impide realizar nuevos aprendizajes, podemos distinguir la posibilidad de ser y tener un cuerpo que signifique una oportunidad de cambio.

¿Hasta dónde crees que conoces tu cuerpo? ¿Sos consciente de todo lo que te permitiría lograr si tomaras conciencia de él? ¿Escuchas lo que necesita? ¿Estás presente en las emociones que se manifiestan en él? Y si lo escuchas, actuás en consecuencia con lo que te pide?

Realizamos gran cantidad de elecciones en base a nuestro cuerpo, a las que llamamos “EL CUERPO CONSCIENTE”, como ser: los alimentos que consumimos, las palabras que usamos para comunicarnos, la forma y el peso que tiene nuestro cuerpo, la actividad laboral que desplegamos, el tiempo de descanso, la medicina con la que nos atendemos.

Y también identificamos “EL CUERPO NO CONSCIENTE”, que es todo aquello que realizamos, tal vez, sin prestarle atención, pero que si lo trajéramos a la conciencia, dispondríamos de la capacidad para intervenir y modificarlo, y así lograr mayor bienestar para acceder a los resultados deseados. El cuerpo no consciente está integrado por la respiración, los movimientos involuntarios cotidianos, la postura, el tono, ritmo y volumen de la voz, la mirada, la disposición a moverse o permanecer en quietud y los gestos que desarrollamos, entre otras cosas.

Cómo sería su día a día si pudieran estar presentes en cada una de las manifestaciones corporales? Y modificarlas cuando éstas no los acompañen en los resultados que quieren lograr?, por ejemplo: Tienen una presentación de un proyecto muy importante, y lo que muestra su cuerpo son sus hombros derrumbados hacia adelante, el volumen de la  voz es bajo y no pueden mirar a las personas a las que les están hablando….lograrán ser escuchados ????

Para poder hacerlo es que hablamos de Valoración y Gestión Emocional y Corporal, ya que en cada uno de estos movimientos, miradas, tono de la voz, gestos hay diferentes emociones y sensaciones. Y allí también viven nuestros pensamientos.

Estar conscientes del cuerpo que SOMOS, en vez de creer que TENEMOS un cuerpo, es la diferencia para lograr la transformación del SER.”

Desarrollar habilidades corporales y emocionales es parte de un proceso de aprendizaje, los cuales son esenciales para tener éxito en los distintos ámbitos de nuestra vida (familiares, laborales, sociales; al trabajar en grupo, hacer un deporte, construir una familia, criar hijos, etc.)

Valorar nuestro cuerpo se refiere no sólo al uso de nuestros cuerpos para actuar en el mundo, sino también a la base corporal de todos nuestros pensamientos, sensaciones y sentimientos; significa, a final de cuentas, estar presentes a nuestra propia experiencia de estar vivos como personas, únicas e irrepetibles; por ello, es aquella riqueza aún no descubierta de nosotros mismos.

 El cuerpo que somos es el resultado de cómo hemos vivido en el pasado y de cómo vivimos hoy.

El cuerpo nos va a comunicar lo que estamos necesitando, si le permitimos que nos hable a través de las sensaciones. Si el cuerpo está presente en los cambios que nos proponemos, será más fácil sostener dichos cambios en el tiempo.

 

Abrir chat
1
¿Necesitas Ayuda?
Hola
¿En que podemos ayudarte?